Suroccidente Agrícola, en plena campaña de forraje

1600

Suroccidente Agrícola está en plena campaña de forraje en un año donde los precios no son tan elevados como en años anteriores. La lluvia ha influido de forma negativa en  lo que prometía una excelente cosecha y por ejemplo, será difícil encontrar vezas puras y vezas en flor (utilizadas por los ganaderos de sustitutivo de la alfalfa por cuestión de precio), porque el tiempo no ha permitido su recogida.

En cuanto a la alfalfa, “más enfocada al ganadero de leche, este año se dispone de una excelente cosecha, existiendo probabilidad de conseguir dos cortes y el precio será bastante ajustado”, explica el responsable de forraje de la empresa de Cangas del Narcea. “Para vacuno de carne se dispone de vezas mezcladas, avena, y hierba seca, tanto en paquetón y alpaca pequeña”, puntualiza. Con respecto a la hierba seca, este año la cosecha se ha retrasado un mes, “por estas fechas normalmente ya la había, y en Castilla concretamente aún están empezando con la siega, mientras que en Asturias queda mucha por hacer. Tenemos un proveedor de hierba seca muy bueno de alpaca pequeña, que se mueve como un paquetón, en paquetes de 14 unidades y es muy cómodo para manejar”, afirma. Como novedad, Suroccidente Agrícola contará con un nuevo proveedor de hierba seca de la zona alta de León que abastecerá de grandes cantidades tanto en paquete grande como pequeño.

También se debería estar en plena campaña de paja, “este año se retrasa más de la cuenta, aún no hay paja nueva porque en Castilla aún no se ha cosechado. Habrá muy buena campaña de paja, pero con la lluvia su color será más oscuro, lo que no va a influir en las calidades, porque lo que aporta es fibra. Tenemos proveedores de paja de alpaca pequeña y paquetón, y tres de ellos nos guardan el producto en naves para todo el año”.

Los proveedores de Suroccidente Agrícola son de la zona de Palencia y también se suministran de otras zonas como Valladolid, Segovia y León. La calidad es una prioridad para los responsables de la tienda agropecuaria, por lo que cuentan con proveedores fijos de confianza que les abastecen del forraje almacenado en sus naves durante todo el año. “Se trata de grandes agricultores que disponen de naves inmensas que en campaña siegan, empacan y recogen el forraje. Nosotros hacemos el seguimiento de la cosecha de cerca, desde ver las fincas, comprobar cómo va la cosecha hasta el momento de la compra que se realiza cuando ya está almacenado en las naves y se hace un exhaustivo control de calidad del producto”, afirma el responsable.

Ofrecer a sus clientes un forraje de confianza depende en gran medida del control de las humedades, ya que si el porcentaje en el forraje supera la proporción del 14% puede llegar a fermentar. En Suroccidente Agrícola disponen de una herramienta fundamental para el control de la humedad y hacen sondeos de forma regular en sus forrajes.

El perfil del cliente de forraje de Suroccidente Agrícola es variado. Cuentan con clientes que disponen de espacio de almacenaje y al que se le suministra directamente camiones desde la nave productora a la ganadería. Por otra parte hay otros clientes que requieren el transporte y que desde la empresa vayan con la máquina para la colocación del producto en el espacio del que dispongan. Finalmente hay ganaderos que no tienen espacio de almacenaje y realizan pedidos pequeños que se le suministran en los días en los que la ruta de reparto de Suroccidente Agrícola pasa por su ganadería. “En campaña traemos forraje porque tenemos precio, una vez que se cierra la campaña el precio va a fluctuar dependiendo de la demanda, en mayor o menor medida”, nos explican.

En cuanto al ganado vacuno de leche, “proporciona más demanda de alfalfa, por su nivel de proteína. La veza se enfoca más al ganado de engorde porque aporta menos proteína y más energía, alimenta más. El ganadero de leche recría novillas y también necesita otro tipo de forraje para complementar con el pienso, ahí encaja la avena que es más barata que la alfalfa”, afirma el responsable de forrajes. Con respecto a la demanda del formato del forraje  “lo que más se consume actualmente es paquetón grande, aunque aún el 15% de nuestros clientes  lo consumen en alpacas, es formato más pequeño”, finaliza.